Sensibilidad dental en verano
Agosto 09, 2017

Sensibilidad dental en verano

El dolor que sentimos cuando mordemos un helado o bebemos un sorbo de granizado, por ejemplo, es debido a la sensibilidad dental, es decir, una respuesta de la dentina delante de ciertos estímulos térmicos, químicos o táctiles.

La hipersensibilidad dental se agudiza especialmente durante el verano porque el consumo de productos fríos se multiplica notablemente.

¿Cómo podemos evitar este molesto dolor? En Ilerdent somos especialistas en todo tipo de tratamientos dentales y aconsejamos que la higiene, tanto de las piezas como de las encías, debe de ser un hábito fundamental para poder afrontar la hipersensibilidad dental.

Las dos causas más comunes de la aparición de la hipersensibilidad dental son la perdida de esmalte y la recesión de las encías. A medida que perdemos esmalte, la dentina queda expuesta y se vuelve más sensible.

¿Qué provoca la pérdida de esmalte dental?

  • Bruxismo. Si padeces de bruxismo o rechinas los dientes, tu esmalte se puede ver perjudicado.
  • Una incorrecta higiene dental acelera la perdida de esmalte. Recuerda en tu revisión anual. ¿Aún no tienes cita? Haz click aquí y pide cita.
  • El consumo de refrescos, azucares, chicles y alimentos ácidos en abuso puede ser motivo de perdida de esmalte. Recuerda que una dieta sana te ayudará a mantener una correcta salud dental.
  • Un diente roto o picado puede causar hipersensibilidad.

Si notas un dolor agudo cuando comes y/o bebes alimentos fríos, no dudes en visitarnos. En Ilerdent no cerramos por vacaciones, así que pide ahora tu cita y atenderemos tus urgencias dentales. Este verano luce una sonrisa sana y bonita.

PIDE CITA ONLINE EN SÓLO 3 CLICS

Quiero recibir las últimas novedades y promociones